Presoterapia

presoterapia

Promueve y mejora la circulación de la sangre y linfa que rige todo cuerpo humano.

El tratamiento se hace introduciendo las extremidades en unas botas o fajas formadas por una doble pared dividida en compartimentos que contienen diversas cámaras neumáticas.

Con ayuda de un compresor se insufla aire en estas cámaras a una presión correctamente dosificada, de modo tal que se efectúa una compresión controlada sobre los miembros, que favorece la reabsorción de líquidos retenidos y se normaliza la potencia del drenaje de estos líquidos hacia los filtros del organismo.

Entre otros beneficios, esta terapia favorece la reabsorción de los líquidos intersticiales y de toxinas retenidas, estimulando el drenaje venoso y linfático hacia los filtros del organismo. A la vez, aumenta la elasticidad, reactiva los tejidos, teniendo un efecto análgico y relajante, al absorber edemas.

Esto lo hace ideal cuando se busque mejorar el trabajo intestinal, disminuir los efectos de la práctica de ejercicio, para debilitamiento, fatiga, insomnio, disolver grasa y control de celulitis.